La importancia de los ejercicios de kegel

ejercicios de kegel

Los ejercicios de kegel tienen como objetivo fortalecer los músculos del piso pélvico, los cuales consisten en ejercicios de contracción y relajación de esta zona en particular.

 

Su práctica cada vez se está haciendo más famosa por los beneficios que aporta en la función sexual y para evitar o controlar los problemas de incontinencia urinaria. Tal vez te preguntes ¿Por qué son tan importantes éstos músculos? Y es que ellos tienen tanta importancia como cualquier otro músculo de nuestro cuerpo.

ejercicio kegel 2
Los ejercicios de kegel favorecen notablemente el fortalecimiento de los músculos pélvicos.

El suelo pélvico está formado por músculos estriados, los cuales podemos controlar de manera voluntaria. Por lo tanto, se pueden realizar fácilmente y al igual que todo ejercicio, se realizan con un tiempo de trabajo y otro de descanso, siempre por medio de series de repeticiones.

 

Por ejemplo, una manera de realizar los ejercicios de kegel es por medio de la contracción de los músculos pélvicos durante unos 5 a 10 segundos y luego unos 5 a 10 segundos de descanso.

Los ejercicios de kegel como aliados para lograr mejores orgasmos y mejorar la vida sexual

ejercicio de kegel 3 portada
Los ejercicios de kegel forman parte también de un entrenamiento sexual integral.

Es importante distinguir o diferenciar la importancia de realizar los ejercicios de kegel tanto para mujeres como para hombres. Para ellas los músculos del piso pélvico sostienen la vejiga, el útero y los intestinos.

 

En ellos sostiene la vejiga, los intestinos y mantienen una función importante en la actividad sexual. Cuando un hombre padece de problemas de impotencia, disfunción eréctil y eyaculación precoz se recomienda que practique ejercicios de kegel.

 

La buena noticia es que estos ejercicios pueden ayudar en gran medida a solucionar estos problemas, en donde se incluyen por supuesto la incontinencia urinaria.

 

Tanto hombres como mujeres se benefician al practicar estos ejercicios, ya que además juegan un papel importante en el orgasmo. Un piso pélvico más débil puede estar asociado con una menor satisfacción sexual. Por lo tanto los ejercicios de kegel forman parte de un importante entrenamiento sexual.

 

Según estudios, existe un 60% de posibilidades de que los efectos favorables de kegel persistan durante al menos diez años si son realizados con regularidad.

 

Además, se pueden practicar los ejercicios de kegel estando con la pareja. Es decir, contraer los músculos del suelo pélvico mientras está con su compañero puede crear sensaciones placenteras para ambos.

 

Esto se debe a que al contraerse los músculos pélvicos se proporciona una sensación más intensa durante el coito o penetración. Es decir, favorecen en el aumento del placer sexual, mayor control en la erección para los hombres, además de una mayor conciencia y sensibilidad para los dos.

 

Por otra parte, realizar a cualquier edad este tipo de entrenamiento físico y sexual puede ayudar a tratar la anorgasmia, lo que se define como el retraso o la ausencia persistente del orgasmo después de una fase de excitación normal.

 

Esto se puede presentar tanto en hombres como en mujeres, lo que puede generar evidentemente problemas o dificultades en la vida en pareja, más allá de disminuir la calidad de vida sexual a nivel personal. Otra buena noticia es que los ejercicios de kegel ayudan a entrenar los músculos responsables que generan las contracciones necesarias para poder lograr el orgasmo.

¿Cómo realizar entrenamientos de kegel?

ejercicios de kegel embarazada
Existen diferentes maneras de entrenar los músculos pélvicos, así como diferentes herramientas que benefician su fortalecimiento.

Como ya dijimos anteriormente, los ejercicios de kegel consisten en simples contracciones voluntarias y repetidas de los músculos que forman parte del suelo pélvico.

 

Estos ejercicios deben realizarse varias veces al día durante un período mínimo de 3 meses para comenzar a ver los resultados. Sin embargo es importante identificar los músculos correctos, para esto puedes emplear las siguientes técnicas:

 

  • Prensa los músculos que usarías si tuvieras que bloquear la salida de la orina (sin tener que hacer esto). También prensa los músculos del ano al mismo tiempo.
  • En las mujeres, se aconseja introducir un dedo en la vagina y contraer los músculos internos. Si sientes la contracción significa que lo estás haciendo bien.

 

Para realizarlos se aconseja buscar un lugar tranquilo, acuéstate sobre el piso (preferiblemente sobre una colchoneta) luego de una respiración profunda jala o contrae los músculos pélvicos hacia adentro y mantente así durante 5 a 10 segundos. Luego suéltalos o relájalos contando hasta 3. Repite en 3 series de 10 a 15 veces cada una.

 

También puedes realizar los ejercicios de kegel estando sentado o de pie. De hecho se ha demostrado que practicarlos en diferentes posiciones favorece el fortalecimiento de los músculos pélvicos.

 

Existen en el mercado diferentes tipos de productos y juguetes sexuales (como bolas y kits de kegel) muy útiles para fortalecer estos músculos, además de producir una sensación agradable al momento de usarlos.

 

Sin embargo, no se aconseja realizar ejercicios de kegel en presencia de dolor, ya que podría agravar los síntomas en el caso de existir algún problema de salud.

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *